Cómo desarrollar la inteligencia emocional de tu hijo

Cómo desarrollar la inteligencia emocional de tu hijo

Crianza consciente
Photo: @Lu_Mulloy
Photo: @Lu_Mulloy

¿Por qué es tan importante que nuestros hijos desarrollen  una inteligencia emocional?
​La capacidad  de un ser humano para manejar sus emociones, de una manera saludable, determinará su calidad de vida de una forma mucho más importante que su coeficiente de inteligencia. 
 
Es por ello que la inteligencia emocional es tan necesaria. De hecho, los psicólogos han llegado a llamar a la capacidad  de  poder manejar nuestras emociones, como Cociente de Inteligencia Emocional (EQ), y la consideran más importante que cualquier otro tipo de inteligencia.
 
Nos permite manejar la ansiedad al momento de empezar un nuevo proyecto, o el enojo durante un conflicto matrimonial, o  el miedo de solicitar un nuevo trabajo.​

 niños

foto: Instagram/soymamarula

Al respecto, los especialistas afirman que la inteligencia emocional de un niño está muy influenciada por sus papás y su relación con ellos.
 
¿Qué debes hacer tú como mamá o papá para propiciar el desarrollo de la inteligencia emocional de tu hijo? Aquí te damos 8 consejos:
 
1. Responde y consuela rápido a tu bebé cuando llore y te busque
Una EQ  (coeficiente emocional) comienza en la infancia con las primeras interacciones del bebé con su mamá. A partir de que la mamá responde a las necesidades y llamados de su peque, se comienzan a desarrollar los sentimientos de seguridad y confianza en él.
 
2. Enséñale a calmarse a sí mismo con tu presencia y ayuda
Los bebés aprenden a calmarse al tener a alguien más que los tranquilice. De esta forma asimilan que sus necesidades físicas y emocionales son algo manejable que puede ser tolerado. De hecho, estudios señalan que el sistema nervioso de un niño en realidad comienza a sentar las bases para el autocontrol en su vida futura, lo que significa que los cerebros y los nervios de los bebés no se desarrollarán adecuadamente a menos que  tengan a alguien  que los tranquilice y calme cuando están molestos.
 
3. Acepta y reconoce las emociones de tu hijo
Enséñele a tu hijo  que aunque no puede elegir sus sentimientos en respuesta a algo,  pueden elegir reconocerlos, qué hacer y cómo manejarlos.
 
4. Siempre, siempre trata de empatizar
Empatía y aceptación le ayudan a tu hijo a reconocer sus emociones, lo que le permite resolver sus sentimientos y seguir adelante. Tu empatía le enseña que sus emociones no son peligrosas, ni vergonzosas, y que son algo que todo mundo vive y  son manejables; todos hemos sentido miedo o enojo. Así aprenderá que incluso las partes menos agradables que tiene son aceptables (lo que significa que él los es), promoviendo así que se acepte así mismo.

Photo:@soymamarula

Photo: @soymamarula

5. No trates de distraerlo de sus propios sentimientos
No lo avergüence o minimices cuando se lastime diciendo frases como: “Los niños grandes no lloran” / “No exageres, no te pasó nada”. Reconoce sus sentimientos, empatiza, deja que te muestre lo que sucedió y dale un poco de tiempo para procesar. Entonces él estará listo para seguir adelante.
 
6. La represión NUNCA  funciona
La desaprobación de sus miedos o enojos no le impedirá tener esos sentimientos, pero puede obligarlo a reprimirlos.
Los sentimientos reprimidos no se desvanecen, como lo hacen los que se han expresado libremente; quedarán atrapados y buscarán una salida. Debido a que no están bajo un control consciente, saldrán de maneras incontrolables y no muy sanas; como cuando un niño de siete años tiene pesadillas constantes, o uno de 11 desarrolla un tic nervioso.
 
7. Practica tu propia inteligencia emocional
Lo que un niño ve de ti, es lo que hará. ¿Tiendes a criticar y hablar mal de las personas cuando estás bajo estrés? ¿Haces berrinches cuando las cosas no te salen como quieres? ¿Puedes mantener la calma durante discusiones emocionalmente cargadas? ¿Eres empática con los sentimientos de los otros? Si tú lo haces,  probablemente ellos también lo harán.
 
8. Puedes usar el ejemplo de los Trolls
A veces los niños necesitan de ejemplos más concretos para asimilar ciertas ideas. Los Trolls  les comparten la lección de mostrarle que pueden lograr manejar sus emociones; que todos, a veces, sentimos enojo o tristeza; y que lo importante es que manejemos esos sentimientos de forma constructiva.

 trolls

MUÑECA DREAMWORKS TROLLS POPPY MUSICAL. Este Troll con Cabello Musical y su Árbol casa Troll son ejemplos de juguetes que pueden motivar a los niños a expresar sus emociones a través del juego


​Con Información de la Dra. Laura Markham  de Ahaparenting.com

webmaster
Última actualización: Vie, 02/02/2018 - 19:13
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz