9 cosas que hacemos las mamás que amamantamos que nos hacen parecer locas de manicomio

9 cosas que hacemos las mamás que amamantamos que nos hacen parecer locas de manicomio

Vida de mamá

No me malinterpreten, amo cada minuto de dar pecho. Bueno quizás el dolor de pezones del principio no fue tan divertido, pero después ha sido un proceso increíble y lleno de magia.
–Que tiene sus cosas curiosas–
Y que seguramente me hacen parecer como alguien recién sacada del manicomio para el resto del mundo no amamatador.

​ Aquí les doy 9 razones de por qué parecemos que hemos perdido la razón:
 

 mama

foto vía: instagram/native_mamma

1. Planeas tu vestimenta del día alrededor de la facilidad de acceso a tus pechos. Las camisas de botones y las playeras con cuello V son tus mejores amigas y los vestidos están exiliados por el momento.
 
2. En el  principio te preocupas muchísimo de que nadie vaya a verte y amamantas debajo de enormes cobertores de lactancia y escondida en los espacios más recónditos.
 
3. Con el paso de los meses, de forma monumental te deja de importar si alguien te ve. –Bobbies: digan hola mundo–

 mm

instagram/native_mamma

4. Terminas por probar tu propia leche. Aunque todas mientan, es algo que tarde o temprano todas terminamos por hacer. Al que le interese saber: Sabe a helado de vainilla.
 
5. Te obsesionas con tu cantidad de producción. Es un tema que nunca abandona tu mente, te preocupa que tengas una producción baja porque tu bebé no está mojando suficientes pañales y  esté desnutrido, te tomas todos los tés y remedios para aumentar la producción y luego te obsesionas que tu producción es demasiada grande y que esté provocando que tu bebé vomite. Es un cuento de nunca acabar.
 
6. A menos que seas la Madre Teresa en algún momento juzgas y ves con aires de superioridad a las mamás que dan fórmula
 
7Y cuando ves a otra mamá que amamanta, automáticamente se vuelven casi comadres.
 
8. Empiezas a creer que tu leche tiene poderes milagrosos. ¿Tienes una cortada? Las células de tu leche lo curan ¿Tu bebé tiene una infección en el ojo? La leche materna lo cura. Nadie puede quitarte la idea de que tu leche es milagrosa.

9. Te sientes orgullosa de tus bubbies pues son capaces de alimentar a un ser y en tu interior piensas que tienes superpoderes.

--------
Inspirado en un artículo de  Elizabeth Broadbent para el sitio YourTango.

webmaster
Última actualización: Mié, 02/07/2018 - 13:42
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz