¿Cómo cuidar los senos y pezones durante la lactancia?

¿Cómo cuidar los senos y pezones durante la lactancia?

Consejos

Definitivamente no para todas las mujeres la lactancia es una experiencia cómoda y agradable. Cuando comienzas amamantar por primera vez, es normal que te sientas incómoda, te tomará un poco de tiempo para acostumbrarte y varias prácticas.
La lactancia no debería dolor ni el primer día, el segundo o cualquier otro día. 


Pero si duele, muchas mujeres lo experimentan durante las primeras semanas de vida de su bebé y sienten mucho ardor e irritación en los pezones. 


Esto mejorará a medida que el bebé aprenda a agarrar y a mamar el pecho de la forma correcta.


La solución para no sentir dolor y evitar que se formen grietas en los pezones es aprender a colocar el niño correctamente en el pecho y tratar de que el pezón quede bien adentro de su boca, agarrando gran parte de la areola.

 mama

 

Senos congestionados


Si notas que tu senos se han congestionado, te aconsejamos extraer un poco de leche. Pero antes de hacerlo aplica calor húmedo (toallas mojadas y calientes o toma una ducha caliente), después cuando lo notes más blandos debes masajearlos suavemente y por último extraer la leche.

Consejos útiles para el cuidado de los senos y los pezones

  • Si sus pezones ya están irritados le aconsejamos comenzar amamantar del lado que duele menos.
  • Masajee sus senos uno o dos minutos antes de amamantar si lo siente muy cogestionado o para ayudar a estimular el flujo de leche.
  • Amamante a su bebé de 8 a 12 veces al día.
  • Revise para asegurarse que el bebé esté agarrando el seno correctamente, con la boquita bien abierta con el pezón completo en su boca y gran parte de la areola. Si su bebé succiona solamente del pezón esto será muy doloroso para usted, y le irritará, le cortará y formará grietas en sus pezones.
  • Trate de ofrecerle ambos senos en cada sesión de amamantamiento.
  • Si los senos están llenos y firmes, extraiga un poco de leche para ablandarlos y así el bebé pueda agarrar más fácilmente.
  • Trate de no saltarse sesiones de amamantamiento en las primeras semanas.
  • Entre una y otra sesión de amamantamiento, las compresas frías u hojas de col frías pueden ayudar a disminuir la hinchazón
  • Use un buen brasier (sostén) que sea firme y le brinde buen soporte, para ayudar a sostener sus senos y hacerla sentir más cómoda.
  • Si usted estudia o trabaja y no puede amamantar al bebé directamente, use un extractor de leche para sacar la leche y almacenarla para su pequeño.
  • Este atenta a las señales iniciales de hambre, por ejemplo si el bebé hace movimientos suaves , está despierto y alerta, se lleva la mano a la boca, etc. Es una buena idea intentar amamantar al bebé cuando está en calma y alerta, antes de que empiece a llorar y se ponga de mal humor.

Cuidados del pezón

  • Sáquese leche de sus senos, frótelas en los pezones y déjela secar; esto ayudará con las irritaciones y las grietas del mismo.
  • Aplique crema de lanolina en los pezones entre una y otra sesión de amamantamiento (no es necesario retirarla o limpiarla cuando vuelva amamantar).
  • Si los pezones están muy irritado o tienen grietas puede usar almohadillas de gel, esto le ayudará aliviar el dolor y a estimular la cicatrización de los tejidos. Siga las instrucciones del fabricante para saber como usarla.
  • Suspenda el uso de la crema de lanolina mientras use las almohadillas de gel


Por Vida Prenatal para Naran Xadul
Otros artículos que te pueden interesar:

webmaster
Última actualización: Dom, 02/11/2018 - 15:09
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz