Las discusiones y peleas cuando una mujer está embarazada afectan al bebé

Las discusiones y peleas cuando una mujer está embarazada afectan al bebé

Embarazo
Foto IG: Krystalhipwell
Foto IG: Krystalhipwell

 

Estar embarazada, para algunas, es la experiencia más bonita que pudieron haber tenido; pero para otras, los 9 meses no fueron más que estrés, peleas y miedos indescriptibles. 

 

Las hormonas pueden poner su mundo de cabeza y hacer de la mujer más tranquila una fiera en su embarazo, es por eso que ninguna está exenta de tener discusiones, ya sea con su pareja, un miembro de su familia o cualquier persona que la agarre en sus 5 minutos. 

 

Y aunque sea una pelea tranquila o una discusión insignificante, estos 5 minutos de adrenalina y furia pueden causar efectos negativos en el bebé. 

 

Las embarazadas deben estar tranquilas, ya que los desajustes hormonales que se dan durante las discusiones y peleas pueden afectar al bebé.

 

Todas las emociones que sientes mientras estás embarazada afectan de manera positiva o negativa al bebé, según un estudio realizado por la Universidad de California, los desequilibrios hormonales pueden dañar al bebé ya que se liberan ciertos químicos en el organismo de la mamá los cuales llegan directamente al feto. 

 

Esto es lo que puede pasar según los especialistas. 

1. Desarrollo más lento del bebé. Las peleas, discusiones y el estrés pueden provocar que el crecimiento sea más lento, lo que puede causar que tenga un bajo peso al nacer o que se adelante la fecha de parto y tener un bebé prematuro. 

 

2. Afecta el desarrollo cerebral del bebé. Cuando los episodios de estrés se repiten constantemente, los químicos que se liberan son absorbidos por el bebé, afectando su desarrollo. 

 

3. Parto prematuro. Durante las peleas la presión arterial aumenta y desequilibra el organismo, esto durante el embarazo es peligroso ya que puede desencadenar hipertensión gestacional, si esto sucede al final del embarazo, existe la posibilidad de presentar problemas en la placenta y provocar un parto prematuro, poniendo en riesgo la vida del bebé y la de la mamá. 


Cuando una mamá llora, es una forma de desahogar lo que siente, por lo tanto es bueno hacerlo, sin embargo el problema es lo que provoca el llanto. Si sientes que estás atravesando por un cuadro de depresión o tienes más problemas con los que no puedes lidiar, pide ayuda. 

¿Cómo puede manejar su estrés una embarazada? Aquí algunas recomendaciones

1. Aprovecha a darte baños y masajes relajantes: En vez de ducharte rápido, tómate tu tiempo y disfruta de un momento placentero y de relax. Los masajes son algo más personal y hay gente que no se siente cómoda cuando le dan un masaje. Sin embargo, no hay mejor manera de descargar el estrés y las tensiones antes de irse a dormir que con un masaje de tu pareja o una sesión de caricias.

2. Comparte tus inquietudes: Acudir a charlas, talleres o reuniones para embarazada , te ayudará a darte cuenta que tus mismos miedos y dudas también las tienen el resto de futuras mamás.

7. Realiza ejercicios de relajación: Aprende a controlar tu respiración, y así estarás más preparada para afrontar el parto. Pon velas, siéntate en el cojín y disfruta de la música relajante. Inspira y expira a ritmos lentos y ve sintiendo cómo te relajas.

8. Muévete, ¡mantente en forma!: Caminar es uno de los ejercicios más adecuados durante el embarazo. Si no existe ninguna contraindicación, realizar ejercicio moderado y habitual durante el embarazo es muy recomendable. El Pilates también nos puede venir muy bien, no sólo nos ayuda a reducir los niveles de estrés, sino que proporciona un importante bienestar físico (ayuda a evitar dolores de espalda, dificultad para levantarnos…) y mental (porque hacer ejercicio libera endorfinas).

Tu doctor podrá ayudarte a superar esta etapa y llegar al final de tu embarazo de forma sana y en paz. 

 

 

Silvia Ruiz
Última actualización: Lun, 10/01/2018 - 08:12
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz