El segundo embarazo es más agotador, la ciencia lo confirma

Embarazo
Foto IG: carlyamcdonagh
Foto IG: carlyamcdonagh

Es increíble como cada embarazo es tan distinto en cada mujer y con cada hijo. Nuestro cuerpo reacciona diferente en cada uno, pero el segundo resulta ser más agotador que el primero, según la ciencia.

 

La Junta Americana de Ginecología y Obstetricia tiene muchas razones para confirmar que el segundo embarazo es más cansado que el primero debido a estos factores:

 

1. Hay otro niño que cuidar.

 

Según los investigadores, los hermanos mayores requieren más atención cuando un nuevo bebé viene en camino. Las mamás no pueden descansar y tomarse su tiempo como lo hicieron en el primer embarazo, porque tienen que seguir atendiendo a su hijo.

 

Además de prepararse para los berrinches, celos y algo de ansiedad infantil, los expertos aseguran que es necesario ser más empáticos con los primogénitos, ya que ellos son los que sentirán el mayor cambio en la dinámica familiar.

 

2. El cuerpo está más desgastado.

 

Otra de las razones por las que es más agotador el segundo embarazo, es porque naturalmente el cuerpo se va desgastando, por lo que las vitaminas prenatales y el calcio serán más necesarias en la espera del nuevo bebé.

 

3. No hay sueño reparador

 

Los doctores recomiendan que las mujeres embarazadas tengas dos horas más de sueño para reponerse por el agotamiento y como preparación por las noches en vela que pasarán cuando nazca el bebé.

 

Pero con un niño pequeño, es probable que las mamás no puedan dormir ni siquiera 8 horas seguidas. A eso hay que sumarle los malestares, agotamiento seguro.

 

4. La alimentación también se ve afectada

 

Con un niño demandando atención, es difícil que la mamá pueda planear bien sus comidas. Aunque no es imposible. Sin embargo, ésta deficiencia de nutrientes podría provocar más mareos, malestares, náuseas y dolores de cabeza, además de cansancio excesivo.

 

Los especialistas recomiendan esperar el mayor número de años entre un hijo y otro para que la mamá pueda reponerse y los niños sean más independientes, así la mamá podrá cuidarse más.

 

Además de la crianza compartida y el apoyo de la familia, el equilibrio en la vida laboral y llevar una vida saludable, son factores muy importantes para el nuevo embarazo.

 

Fuente: Junta Americana de Ginecología y Obstetricia

Silvia Ruiz
Última actualización: Mar, 11/20/2018 - 11:48
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz