Publicidad

Los bebés deben estar descalzos durante el día hasta los 9 meses

Criando con consciencia
Foto IG: dicolaaa
Foto IG: dicolaaa

Cuando hay un bebé en casa cuidamos todo lo necesario para evitar que se enferme, como la temperatura, es por eso que tratamos de mantenerlos calientitos, lejos de las corrientes de aire y con sus pies bien tapados.

 

Lo primero que pensamos cuando los dejamos descalzos un ratito es que pueden enfermar, porque bien dice la abuela que “por los pies entra el frío”, pero eso es solo un mito, pues tenerlos por un rato sin calcetas ni zapatos, tiene muchos más beneficios de los que creemos.

 

Desde que nacen hasta los 9 meses los bebés tienen una mayor sensibilidad en sus pies que en sus manos la cual se va perdiendo con el tiempo, su función es muy clara: informar sobre el mundo exterior, de ahí que traten de tocar todo con sus pies, los acaricien con sus manos y se los lleven a su boca.

 

Dejarlos un rato con los pies desnudos cada día les permitirá tener una conexión con su entorno más segura, esto hará que se puedan desenvolver con mayor confianza, mientras que poner zapatos a un bebé que aún no camina solo los está privando de un mundo lleno de información sensorial para conocer su entorno y su propio cuerpo.

 

Isabel Gentil García, profesora de la facultad de Enfermería, Fisioterapia y Podología de la Universidad Complutense de Madrid, realizó un estudio titulado “Podología preventiva: niños descalzos igual a niños más inteligentes” en donde explica la importancia de la etapa sensomotríz en los bebés que abarca desde el nacimiento hasta los 2 años y en la que su principal fuente de aprendizaje es a través de la estimulación sensorial. Esta es la mejor forma para que los bebés aprendan sobre sí mismos, del espacio, el tiempo y las causalidades.

 

Los beneficios de dejar a tu bebé descalzo son:

 

Una pisada más firme. El pie se desarrolla de manera natural sin barreras como los zapatos y la forma que tome ayudará a la manera en la que sus pies se deslicen sobre el suelo. Seguramente has visto que hay bebés que caminan de puntitas y otros que ponen toda la fuerza sobre el talón, esto aunque no lo creas influye en muchas cosas como la postura y hasta la forma de bailar.

 

Entre más tarde usen zapatos más beneficios para su crecimiento, ya que el agarre de sus dedos se da de manera natural, mientra que los huesos y ligamentos se desarrollan correctamente.

 

Sus sentidos se estimulan al máximo, es por eso que es importante permitirles sentir distintas texturas, como la arena del mar, el agua, las piedras, el pasto y superficies suaves y esponjosas como los tapetes. Esto le permitirá registrar diferentes sensaciones y experimentar un poco de libertad, incluso pueden no ser placenteras, pero esto también es importante para el bebé pues así va conociéndose a sí mismo.

 

Experimentan un sentido de conciencia corporal, es decir, aprenden a reconocer en dónde está su cuerpo en el espacio y cómo moverse a través de él. También se hacen conscientes de las cosas que hay a su alrededor, aprendiendo a moverse en los lugares sin chocar con ellas, esto gracias a las terminaciones nerviosas que hay en las plantas de los pies.

 

Es importante ofrecer espacios seguros para que puedan estar descalzos, si bien no van a estar sobre el suelo pues la mayor de la veces está muy frío, puedes solucionar esto con una cobijita o un tapete para cuando empiece a gatear, pero antes, puedes dejarlo sin calcetas en la cama y pasar por sus pies peluches o hacer masajito para estimularlo.

Silvia Ruiz

Mar, 05/21/2019 - 21:56
Publicidad
Publicidad
Publicidad