Ayuda a tu pequeño introvertido a florecer

Crianza consciente
Foto: IG @bannortoys
Foto: IG @bannortoys

Algunos niños brincan, gritan, corren y hacen amigos en minutos; no pierden oportunidad para disfrutar al máximo de ese mundo extrovertido que tienen a sus pies. Y cuando ves que tu hijo es más reservado, e incluso prefiere estar solo, te preocupas y buscas “soluciones” para “cambiar” su personalidad introvertida.

 

Pero, ¿por qué no se piensa al revés? En lugar de buscar un cambio a su personalidad, observa lo valioso de su forma de ser y ayúdalo a FLORECER con amor, comprensión y habilidades que le permitan aprovechar sus virtudes.

 

Piensa que si lo quieres cambiar sólo crearás frustración, ansiedad y estrés en el pequeño y en ti, y podrías dañar su autoestima. Pero, si destacas sus cualidades, entonces seguramente se convertirá en una persona reflexiva, creativa, generosa, con un IQ emocional alto y conectado al 100% consigo mismo.

 

¿Cómo podrías estar segura que tu hijo es introvertido?

 

Es importante destacar que la personalidad introvertida es parte de ellos, de su esencia, no es que se “hagan”, sino que nacen con ella.

 

Generalmente a los niños introvertidos les gusta estar a solas porque es la oportunidad que tienen para renovar su energía; buscan la estimulación a través de sus pensamientos y reflexiones. Los primeros indicios de esta personalidad suelen aparecer desde bebés, por ejemplo, cuando no les gusta que los cargue un extraño o se inquietan cuando invaden su espacio personal.

 

Entre sus fortalezas se destacan la curiosidad, la innovación y su imaginación maravillosa. Desarrollan intereses y pasiones que defenderán con todo su ser. Además, son cautelosos, es decir, observan y piensan las cosas antes de actuar.

 

Para ellos representa un desafío interactuar con muchos niños, debido a que experimentan un agotamiento emocional. Sin embargo, son capaces de establecer relaciones de amistad muy fuertes y cercanas con uno o dos niños de su edad.

 

¿Cómo ayudar a ese pequeño introvertido sin cambiar su naturaleza?

 

Como primer paso, respeta la personalidad de tu hijo y compréndelo, esto le ayudará a tener una buena autoestima y a amarse a sí mismo.

 

Es decir, dale espacio a tu hijo cuando quiera estar solo, ya sea para pensar o jugar. Evita obligarlo a hacer amigos o participar en juegos que no quiere.

 

Realiza actividades que le ayuden a tu hijo a desarrollar su entusiasmo y sus pasiones, así como a expresarse.  

 

Finalmente, crea un hogar donde predomine la armonía con sus hermanos (si es que los tiene) o con ustedes mismos como padres.

 

Fuente:The Hidden Gifts of the Introverted Child: Helping Your Child Thrive in an Extroverted World

y Rice Psychology Group

Revisado por Karen Zaltzman, coach en crianza

Consuelo Hernandez
Última actualización: Mié, 11/06/2019 - 04:00
Recibe los mejores consejos Para una crianza feliz