Montessori en casa: Por qué el castigo no funciona pero las consecuencias sí.

Montessori en casa: Por qué el castigo no funciona pero las consecuencias sí.

Consejos

Las escuelas y casas Montessori usan consecuencias naturales para enseñar, porque no se debe pretender que los niños se porten bien por miedo al castigo, sino porque quieres que hagan lo correcto pues entienden el impacto de sus acciones.

Un niño aprenderá a tener cuidado manejando un plato de vidrio, no si se lo prohibes y regañas cada vez que intenta agarrar al plato, sino cuando aprende que al no manejar con cuidado un objeto de vidrio, trae como consecuencia que se rompa.
​Y cuando se resbale cuando le dijiste que no corra, como todos a veces lo hacemos, con suerte verá que la consecuencia es justa, aunque desagradable.

​Aprender por consecuencias es la forma natural de aprender de los niños.

niña

Instagram/bannortoys

El castigo no es una forma efectiva de enseñar a los niños a hacer lo correcto. En cambio, alienta a los niños a mentir sobre su comportamiento y los avergüenza a sentirse mal consigo mismos. 
También lastima nuestra conexión con nuestros hijos, y nuestra conexión con ellos, es la herramienta más poderosa que tenemos para influir en el comportamiento.

Un niño que comprende las consecuencias naturales de sus acciones aprenderá a tomar decisiones responsables por su propia voluntad, en lugar de complacerte o evitar el castigo.

Tomará buenas decisiones incluso cuando no estés mirando, porque entiende la razón para ellas. 

Para probar el uso de las consecuencias naturales en casa, aquí hay 5 ejemplos para comenzar:

Escenario 1: Es hora de irse al parque y tu hijo se niega a ponerse los zapatos.
Consecuencia : Tendrá que sentarse en un banco contigo en el parque en lugar de jugar porque no es seguro jugar en el patio de recreo sin zapatos.

Escenario 2: Tu hija arroja toda su sopa en el piso a la hora de la cena.
Consecuencia : Ella no podrá comer ningún guisante.

Escenario 3: Tu hijo deja sus juguetes afuera, a pesar de los recordatorios para limpiarlos .
Consecuencia : Lloverá y uno de sus juguetes favoritos se descompondrá.

Escenario 4: Tu hija molesta a su hermana.
Consecuencia : Su hermana no querrá jugar con ella.

Escenario 5: Tu hijo está corriendo dentro de casa cuando tú le pediste que no lo haga.
Consecuencia : Una lámpara se rompe y él tiene que usar su domingo por varias semanas para pagarla.

Las consecuencias naturales son una de las mejores maneras de mostrarles a los niños que sus elecciones tienen un impacto, tanto en ellos mismos como en los demás. Sin embargo, los niños deben poder ver el vínculo entre la acción y las consecuencias para que esto sea efectivo.

Con información de http://montessoriishmom.com/

webmaster
Última actualización: Vie, 02/02/2018 - 17:14