Los secretos “mejor guardados” si no quiero tener estrías en mi embaraz

Los secretos “mejor guardados” si no quiero tener estrías en mi embaraz

Consejos

 embarazada

 

Traer un hijo al mundo es un milagro. Tienen que aceptarlo, no hay nadie más superpoderoso en el mundo que nosotras las embarazadas.
Pero como diría el tío de Spiderman, “un gran poder conlleva a una gran responsabilidad” y en este caso, no sólo este gran poder está acompañado de grandes responsabilidades sino también de grandes sacrificios.
 
–Las estrías, por ejemplo.
 
Los primeros días después de que me confirmaron mi embarazo y cuando pude sacar mi cabeza del escusado ya que por fin dejé de vomitar, decidí emprenderme en una misión: Buscaría los mejores secretos para que no me salieran estrías.
–Llámenme superficial–, pero no iba a permitir que me quedara la panza como a mi cuñada, que parece que tuvo una pelea mortal con un tigre en la que usó su panza de escudo.
–¿Está mal que quiera volver a usar bikini sin esconderme después de que nazca mi bebé?
Estoy en todo mi derecho de querer cuidar mi apariencia física aún después de ser madre.
 
–Se vale.
 
Entonces comencé mi proceso exhaustivo de investigación. Fui con dos dermatólogos, una experta en nutrición en embarazo y una tía que tuvo 5 hijos y tiene la piel increíble, para que todos me dieran sus consejos.
 
Esta es la lista que armé tras toda mi investigación:
La llamo Los 5 secretos mejor guardados para un embarazo libre de estrías y la estoy siguiendo al pie de la letra.

1. Gelatina 


Tu piel necesita colágeno para que no te salgan estrías. Y una manera de aumentar el colágeno es comer gelatina diario. Un tip es comprar una gelatina en polvo que no se solidifique en gel y sólo agregárselo a tu agua sin que le deje sabor alguno. O puedes comprar las típicas gelatinas de cajita y comértelas de postre.
 
2. Cepillado de piel en seco  


Asegurarte que la circulación de tu cuerpo funcione correctamente es otra estrategia fundamental para prevenir estrías. El ejercicio es el método más fácil para aumentar la circulación pero otra forma de complementarlo es cepillarte en seco la piel de tu vientre, muslos y caderas. Elije un cepillo con cerdas naturales firmes y cepilla una o dos veces al día para obtener resultados óptimos
 
3 Vitamina C


Ya sea que comas mucha fruta: fresas, papayas, toronjas, naranjas o que tomes un suplemento, necesitas bastante Vitamina C durante el embrazo para ayudar a tu cuerpo a producir nuevas células en tu piel y proteger las que ya tienes. Con esto aumentarás la elasticidad de tu piel y sobrellevar mejor todo ese estiramiento.

4. Sube de peso lento y poco a poco


Esta recomendación es básica. Todos los especialistas la apoyaron. Tu piel es elástica y está hecha para estirarse, pero al subir de peso muy rápido y de golpe no le das oportunidad a tu piel de preparar el colágeno y la elasticidad que se le demanda, entonces las capas exteriores de tu piel se quiebran. Luego tu piel empieza a sanar esas heridas formando cicatrices  o estrías. Dale tiempo a tu piel de prepararse siguiendo las ordenes de tu doctor de cuidar lo que comes, hacer ejercicio y no subir tanto de peso.
 
5. Cremas, cremas, cremas: Usa durante todo el embarazo y todo los días cremas anti estrías


Esto es muy importante, usar un tratamiento integral de cremas hará que no te salgan estrías. A mi me recomendaron mucho la cremas de MoM to MoM porque tiene una distinta crema que se enfoca a cada una de las etapas. La Crema para Prevenir Estríasen la etapa 1 para preparar la piel para el estiramiento durante los primeros 5 meses de tu embarazo. La Crema Intensiva para Estrías para la etapa 2  entre los 6 y los 9 meses de embarazo y  el Gel Reafirmante Post Parto que se usa después cuando perderás peso y tu piel necesitará de cuidados especiales para recuperar la firmeza y tonicidad
 

webmaster
Última actualización: Vie, 02/09/2018 - 14:56